Feliz día del maestro. Un regalo para ustedes: Metodología de la Investigación Educativa.


Feliz día del maestro. Un regalo para ustedes: Metodología de la Investigación Educativa.

Por Luis Manuel Cruz.

En un mundo globalizado, innovador y competitivo, como en el que vivimos hoy en día, es imprescindible que el profesional de la Administración Educativa domine las herramientas fundamentales de la Metodología de la Investigación Educativa, con el firme y único propósito de elevar cada día, la calidad de la educación en los países de América Latina y el resto del mundo, como diría el maestro Juan Manuel Escudero[1].

Maestro Juan Manuel Escudero

La Metodología de la Investigación Educativa es un conjunto de procesos que permiten la búsqueda de nuevos conocimientos, a través de la aplicación de ciertos métodos y técnicas que tienden a la solución de problemas de índole educativa a nivel nacional e internacional.

El propósito general de la Metodología de la Investigación Educativa (METHODOLOGY OF EDUCATIONAL RESEARCH) es introducirnos en la administración de la educación en el campo de la investigación educativa, estableciendo la natural conexión de la investigación científica como marco general de investigación, y la educación como campo de aplicación en un mundo globalizado e interconectado a través de las Nuevas Tecnologías de la Información y Comunicación, NTIC’s.

Utilizando las herramientas metodológicas de la investigación científica, conjuntamente con las características particulares que implica el sector educativo, se recogerán los elementos fundamentales de la investigación, diferentes esquemas y modelos, así como la elaboración de los diferentes componentes del proceso, a partir de casos concretos de investigación educativa.

Los principales vectores de la Metodología de la Investigación Educativa son los siguientes: la investigación científica, planteamiento del problema de investigación, el tema de investigación, formulación de hipótesis, universo, población, unidades de análisis y muestra, instrumentos de recolección de datos, plan o esquema de trabajo y el cronograma.

Según Fernando Hernández (2001: 5) “La Investigación Científica se define como una serie de etapas que conducen a la búsqueda de conocimientos mediante la aplicación de ciertos métodos y técnicas. Es ante todo, una actividad encaminada a la solución de problemas”[2].

El planteamiento del problema, según Roberto Hernández Sampieri (2003: 42) “En realidad plantear el problema, no es sino, afinar y estructurar más formalmente la idea de investigación” [3].

El tema de investigación debe estar delimitado y ser explícito, para que los resultados de la investigación sean exitosos. El universo está conformado por todos los elementos (personas, objetos, etc.) que serán objeto de estudio; mientras que la muestra es una representación de la población. La recolección de datos, según lo define Sampieri, “Implica tres actividades estrechamente vinculadas entre sí: seleccionar un instrumento de recolección de datos, aplicar dicho instrumento y preparar observaciones, registro y mediaciones obtenidas”[4]. El instrumento puede ser un cuestionario, una entrevista, una lista de chequeo, etc. Por último, está el cronograma de trabajo, que no es más que la planificación de recursos materiales y humanos con que se realizará el proceso de investigación científica educativa.

Vista la definición de Metodología de la Investigación Científica, relacionaremos dicho concepto con la Investigación Científica Educativa, que no es más que la investigación científica aplicada al sector educativo: universidades, escuelas, liceos, institutos, entre otros; es decir, los centros de enseñanza que existen regulados por los Ministerios de Educación en los países de América Latina y el resto del mundo.

Según ha definido la doctora María Abadía da Silva (Universidad Autónoma del Estado de México), “El desarrollo de las ciencias naturales, sociales y de la tecnología tiene como meta el aprendizaje interactivo (aprender uno con el otro) y mejorar la vida, además encontrar alternativas frente a los desafíos e incertidumbres. Por un lado, la necesidad de buscar las interpretaciones y aprender a dominar los fenómenos en su entorno, la curiosidad, la inteligencia y la creatividad son fuerzas que impulsan el conocimiento; por otro, la investigación científica y tecnológica exige centros de estudio, institutos, laboratorios, bibliotecas, comunidad de especialistas, de colaboradores, equipos, red de intercambios, divulgación, política sectorial y política de financiamiento público y privado”[5].

La Investigación Educativa se puede clasificar en dos formas, según Hernández (2001: 25), “Investigación Pura y Aplicada. La pura tiene como objetivo el estudio de un problema en la búsqueda de nuevos conocimientos y la Aplicada está dirigida a la solución de problemas específicos que mejoran la calidad de vida de los ciudadanos”[6].

La investigación educativa puede ser de tres formas: documental, de campo y de laboratorio.

La investigación documental se refiere a investigación bibliográfica, la de campo se refiere a la que se realiza en el lugar de los hechos; es decir, donde existen fenómenos estudiables, tales como: instituciones, hogares, centros deportivos, cines, escuelas, clubes, etc. Mientras que, la investigación de laboratorio son experimentos en laboratorios que arrojaran resultados para aplicarlos a ciencias, salud, medicina o tecnología.

Uno de los elementos fundamentales de una Investigación Científica Educativa es el planteamiento de la hipótesis. Indica lo que estamos buscando o tratando de probar y se definen como explicaciones tentativas del fenómeno investigado, formuladas a manera de propensiones[7]. Que al final de la investigación visualizamos su valor de verdad, es decir, si es verdadera o falsa.

El Plan Decenal de Educación de la República Dominicana[8], tanto a nivel superior, secundario, primario como técnico laboral se basó en investigaciones científicas educativas que dieron al traste con la planificación del Plan Decenal de Educación 2008-2018, no solamente en la República Dominicana, sino en otras naciones, como en el caso de México[9], que comprende desde la firma del Acuerdo Nacional para la Modernización de la Educación en 1992 hasta la fecha.

El tema de la investigación educativa tiene su aplicación en la vida cotidiana y real, en las instituciones de Educación Técnico-Profesional, Bachillerato Técnico, Universitario, Postgrado, Maestrías, Doctorados, entre otras. Las instituciones públicas y privadas contratan a organizaciones expertas en la realización de investigaciones científicas educativas para solucionar problemas que afecten el desarrollo presente-futuro de la docencia y la formación de los estudiantes en las diferentes áreas del saber, con la finalidad de tomar decisiones con esos resultados, que garanticen la calidad en la formación de cada uno de ellos.

Las Instituciones de Educación Superior, como la Universidad Nacional Tecnológica (Unnatec), implementó la Investigación Científica Educativa para determinar cuál es la necesidad de capacitación en Ofimática y Tecnologías Virtuales, con el firme propósito de definir cuáles de sus facilitadores necesitaban capacitación en dichas áreas, porque en sus objetivos estratégicos se dispone impartir docencia para los próximos años en los entornos virtuales.

Bibliografía.

[1] Escudero. Juan Manuel. Conferencia Magistral “La Formación del Profesorado y la Mejora de la Educación para Todos: Políticas y Prácticas.” Palacio de la Magdalena. Santander. España. Del 22 al 26 de Agosto 2005.

[2] HERNÁNDEZ. Fernando. Investigación Documental y Comunicación Científica. Ediciones UAPA. Primera Edición. Santiago. República Dominicana. 2001. Página 5.

[3] HERNÁNDEZ SAMPIERI. Roberto., FERNÁNDEZ COLLADO. Carlos., y BAPTISTA LUCIO. Pilar. Metodología de la Investigación. McGraw Hill. Tercera Edición. México. D.F. 2003. Página 42.

[4] Ibíd. Página 344.

[5] DA SILVA. María Abadía. La Investigación Científico Educativa en México y Brasil. Universidad Autónoma del Estado de México. Pagina Web http://www.hottopos.com.br/videtur11/invescie.htm , consultada 30 junio 2010.

[6] Hernández, Óp. Cit. Página 25.

[7] HERNÁNDEZ SAMPIERI. Roberto., FERNÁNDEZ COLLADO. Carlos., y BAPTISTA LUCIO. Pilar. P. Cit. Página 143.

[8] Propuesta de Plan Decenal de Educación 2008-2018 con participación de la sociedad dominicana. Tomado de la página Web http://www.oei.es/noticias/spip.php?article2348 publicado el 5 abril del 2008 y tomado el 20 junio del 2010.

[9] DA SILVA. María Abadía, Óp. Cit. Página 4.


59 vistas
Antes de suscribirte, favor de leer los Términos de la Política de Privacidad
tarjeta consultores-02.jpg
logo nuevo 25 junio 2019 mas pixeles hor
rido.jpg

Síguenos.

  • White Facebook Icon
  • White Pinterest Icon
  • White Twitter Icon
  • White Instagram Icon
  • YouTube - White Circle

©2023  Consultores ETNCC, S. R. L.  www.consultores.com.do 809-221-3222 Ext 249  revistaridord@gmail.com     Política de Privacidad